Nota sobre la cultura en Nueva España a finales del siglo XVIII

Al finalizar el periodo Barroco, en Nueva España los rasgos de las esculturas y las pinturas se exageraban más; eran cada vez más sangrantes, más desencajadas, más conmovedoras y sobreactuadas. Con la época barroca los novohispanos tenían la necesidad reafirmarse y hacerse un lugar en el mundo. Esta cultura había conseguido el ideal de crear en América otra Europa, pero una muy americana, muy propia de los criollos. Era europea porque seguía considerando a Europa como la fuente teórica de todo modelo posible, pero la cultura criolla era americana y diferente en la medida que se aferraba a una tradición exaltándola.

Pero una corriente de pensamiento haría que Nueva España se transformara de tal forma que desaparecería y eventualmente aparecería México. Este movimiento, la Ilustración, tuvo como características tener confianza en la razón humana, la oposición a la ignorancia, el descrédito de las tradiciones, la defensa del conocimiento científico y tecnológico como instrumentos para transformar el mundo así como la búsqueda de soluciones a los problemas mediante la razón y no la religión. A partir de la Ilustración Europa propuso a otras culturas más que nunca sus valores como los únicos posibles. Aunque en Nueva España la Ilustración se hizo sentir hasta que estaba ya adelantado el siglo XVIII.
Las fachadas barrocas, las columnas helicoidales, y la arquitectura acompañada de follaje no fueron destruidas, pero la irrupción de la Ilustración en Nueva España fue facilitada por los novohispanos que sintieron que las formas del barroco más tradicionales no podían llevarse más lejos, que estaban agotadas. Algunos intentaron salvar la cultura barroca, mientras que otros se dejaron influir por la nueva corriente europea (nueva en América, pues ya tenía varias décadas en Europa).
Como hasta que el siglo XVIII estaba ya muy avanzado se pueden detectar signos de que las ideas enciclopedistas “peligrosas” penetraban en la Nueva España; lo que podríamos llamar “ilustración novohispana” no está representada por aquellos hombres que defendían las cualidades y valores de su patria, ni por los que intentaban una renovación filosófica, ni quizá aún por quienes estaban al día en cuestiones científicas, sino por quienes dejaron de ver con beneplácito la realidad americana y empezaron a criticarla violentamente. Esto significa que a diferencia de la Ilustración francesa, en Nueva España de finales del siglo XVIII no hubo ateos, deístas, enemigo de la Iglesia o racionalistas puros (actitudes que califican a la Ilustración), pero sí hombres que coincidieron en la actitud crítica de la sociedad donde vivían: Niegan todo valor a la cultura barroca, la ven con pesimismo y sólo esperan que el americano pueda con mejor educación y bajo otras circunstancias ponerse a la altura de los tiempos.
En términos de arte, la negación del barroco se da con el neoclasicismo que se difunde en Nueva España principalmente por la Real Academia de las Tres Nobles Artes de San Carlos, que abrió sus puertas en la ciudad de México en 1782. Sus profesores, inspirados por modelos franceses implantaron en el virreinato en neoclásico, una corriente ajena a la tradición local.
Según afirma Jorge Alberto Manrique Nueva España termina el siglo XVIII deseando cambio y modernidad, que entonces significaba Ilustración y neoclasicismo. Al tomar partido por esta, daba la espalda al Barroco, quizá lo único verdaderamente identificable como propio.

Bibliografía:

Manrique, J. A. (2000) Del barroco a la Ilustración, en Daniel Cossío Villegas, Historia General de México, México El Colegio de México, pp. 431-487.

Zavala de Loera, A. (2011) El proyecto del camino mixto San Luis Potosí-Tampico 1824-1835, tesis de Licenciatura, San Luis Potosí, Universidad Autónoma de San Luis Potosí.

Anuncios

Acerca de difuhist1admorave

Somos un grupo de jóvenes preocupados por que la historia sea difundida y enseñada sin que disminuya la calidad en el proceso. Existe una cantidad gigante de bibliografía especializada y de revistas científicas que permitirían adquirir un conocimiento bastante exacto de la historia del país y de América. Pero estos materiales son poco accesibles a la mayoría de la población. En este Blog plasmaremos síntesis y análisis de temas históricos que permitan profundizar los aprendizajes esperados que en la actualidad la SEP propone que los estudiantes aprendan. Empezaremos con la historia de México de 5° año de primaria.
Esta entrada fue publicada en Arte. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s